Deportes

23 septiembre, 2019

Por qué parece imposible que Colombia sea sede del Mundial de 2030 de la FIFA

Organizar un Mundial de Fútbol cuesta alrededor de US$15 mil millones, unos 52 billones de pesos, como el 20% del actual presupuesto nacional para 2020

Soñar no cuesta nada y aunque por décadas el sueño de organizar un mundial ha sido la máxima aspiración de los amantes del fútbol en Colombia, a veces los sueños son inalcanzables a la realidad, sobre todo por el tema económico.

El presidente Duque ya afirmó que Colombia se postulará como sede del Mudial de Fútbol de 2030, justo 33 años después de que el país perdiera la oportunidad de organizar el evento de 1986 que ganó Argentina en suelo azteca.

La solución parece estar en organizar la máxima cita mundialista junto con Ecuador y Perú, estrategia que le sirvió a Estados Unidos, Canadá y México para ser sede en 2026.

Sin embargo existen requisitos primordiales para FIFA que aún cuando Colombia desee albergar junto a sus vecinos el mundial de 2030 parecen difíciles de cumplir por el factor económico y de tiempo.

Te invitamos a leer: Los amores de Ana del Castillo y el futbolista Michael Ortega

Los estadios necesitarían multimillonarias inversiones para organizar el Mundial de 2030

El primero es la adecuación de los estadios de Bogotá, Barranquilla, Cali y Medellín, los únicos que con una inversión podrían modernizarse y ampliar a la capacidad mínima que requiere FIFA.

Si la aspiración de Colombia es quedarse con la final del mundial deberá tener un estadio con capacidad para al menos 80 mil personas. El Metropolitano de Barranquilla es el de mayor aforo en el país con 49.692 asientos.

En este punto tendría más ventajas el el Monumental Isidro Romero Carbo de Guayaquil que en la actualidad tiene capacidad para 57.267 personas.

El país no tiene siquiera para albergar una semifinal, ya que la capacidad mínima es de 60 mil personas y los más cercanos hoy son el Coloso de Palmaseca de Cali con 45 mil y el Atanasio Girardot con 44.400.

Salvo los juegos de semifinal y final, los partidos de la fase de grupo y estancias eliminatorias deben tener un aforo de más de 40 mil personas, una condición que ni El Campín de Bogotá (36.343 personas) cumple en la actualidad.

El cumplimiento de esta condición solo otorga el 35% del puntaje a la hora de elegir entre los países postulantes, el resto de la evaluación de FIFA pasa por la siguiente infografía.

Para hacer posible el sueño de ser sede del Mundial de 2030, Colombia debería invertir alrededor de US$15 mil millones, unos 52 billones de pesos, casi la quinta parte del presupuesto nacional para 2020.