Generales

28 enero, 2020

Guaidó o Maduro: ¿quién garantiza la entrega de Aída Merlano a la justicia colombiana?

La excongresista tiene circular roja de Interpol, pero solo un acto de buena voluntad desde Venezuela la devolverá a la justicia colombiana.

Booking.com

Un lío legal y diplomático afronta la justicia colombiana para la recaptura de la excongresista Aída Merlano, a quien miembros de los cuerpos de seguridad de Nicolás Maduro capturaron la noche de este lunes en Maracaibo, Estado Zulia.

«Tras arduas investigaciones realizadas por nuestros funcionarios las Faes, fue detenida la ex senadora Aida Merlano en el sector El Milagro de la ciudad de Maracaibo, estado #Zulia; quien ingresó al territorio venezolano de forma ilegal en compañía de un ciudadano colombiano indocumentado. Ambos fueron trasladados y puestos a la orden del Ministerio Público. ¡Seguiremos trabajando para garantizar la seguridad, la #paz y la Soberanía de nuestro pueblo!», escribió Miguel Domínguez, Director de la Fuerzas de Acciones Especiales de Venezuela, FAES, en su cuenta de Instagram.

El gobierno nacional ya solicitó la extradicción de la excongresista Aída Merlano al gobierno del presidente interino Juan Guaidó, sin embargo éste no controla las fuerzas judiciales y policiales de Venezuela.

Ante este escenario la justicia colombiana tiene dos opciones; reconocer a Maduro como máxima autoridad de Venezuela y solicitarle la extradición de la exsenadora o esperar que el gobierno ilegítimo de ese país la deporte a Colombia, una decisión unilateral que tomaría el régimen.

Colombia reconoce como presidente legítimo a Juan Guaidó, el actual presidente de la Asamblea Nacional y que goza del reconocimiento de más de 50 países en todo el mundo.

La Interpol de Venezuela no confirma la captura de la excongresista, pero fuentes policiales venezolanas ya revelaron que la prófuga de la justicia colombiana fue arrestada por miembros de las Fuerza de Acciones Especiales de Venezuela, FAES, organización señalada por el más reciente informe de la Oficina de la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos como instrumento del Estado venezolano para realizar ejecuciones extrajudiciales a la población.

Al existir una circular roja en contra de Merlano, lo más viable que es que sea deportada o extraditada desde Venezuela y todo dependerá de la voluntad con la que Nicolás Maduro quiera colaborar con las autoridades colombianas a quienes señala de incitar un golpe de Estado en su contra.

A Aída Merlano la espera una condena de 15 años proferida por la Corte Suprema de Justicia y propablemente un nuevo juicio por la fuga que materializó el primero de octubre de 2019.

    Notas Relacionadas

  • Booking.com
    Cargando...