Vallenato

1 marzo, 2019

Ana del Castillo en entrevista: “Siempre me he considerado una niña rebelde”

Conoce también los detalles de Ana del Castillo besándose con otra mujer que terminó en escándalo en las redes sociales, así como un adelanto de ‘Ya es mío’, con el acordeón de Omar Geles.

En esta entrevista de Ana del Castillo vas a conocer los antes y después de la cantante, secretos nunca antes revelados de su biografía, cómo fueron los inicios de la artista que está revolucionando el vallenato.

Conoce también los detalles de Ana del Castillo besándose con otra mujer que terminó en escándalo en las redes sociales, así como un adelanto de ‘Ya es mío’, el sencillo que esta joven de 19 años de edad estrenará junto a Omar Geles luego del accidente de tránsito que por poco acaba con su vida.

Esta es Ana del Castillo en Hablando con C.

Naciste en Valledupar, pero tus raíces son de San Juan del Cesar…

Mi mama, mi mamá es de San Juan del Cesar, mi papa de Ciénaga Magdalena, creo que el talento también es influencia de las dos partes, y aquí estoy, para mí es un placer estar aquí con todos ustedes en Hablando con C.

¿Cómo fue ese amor por la música?

 Mi papá es cantante de boleros, música de ópera, excelente médico, gracias a dios, estoy muy orgullosa de mi papá. Por ahí viene más que por la parte de mi mamá,

Y en esa audición de Factor Xs… Se te vio muy emocionada y cantando una canción bien bonita… ¿Cuántos años tenías ahí?

12 años y fue en esos tiempos la mejor oportunidad que se me ofreció, acá se hizo una convocatoria en la plaza Alfonso López, había muchos sueños, demasiados niños, grupos de todas las clases edades, y fui tan afortunada de que me llevaran a Bogotá, en esa primera elección.

Y pensantes que se te veía la emoción cuando viste a Marbelle

Bueno yo creo que es como la emoción que yo sentía, yo veía ese programa hace años cuando Camila Echeverri comenzó a incursionar ahí en el concurso y emocionada de conocer a Marbelle, a Gaviria, a Coronel, les dije que me dieran un abrazo y estaba muy emocionada.

Ahí es cuando le dices a Camilo que tenías tres nombres, ¿cuántos nombres tienes?

Cuatro nombres: Ana María Cecilia Jimena. Claro que es verdad, mi mamá es muy atenta.

Tu padre, el médico especialista en cirugía y miembro de la Sociedad Colombiana de Cirugía, Manuel José Del Castillo Amarís, no sabía nada de tu amor por la música…

El aparte de mí tiene varios hijos, pero ninguno canta, solamente yo. Él siempre supo que yo cantaba, pero no que esa era mi pasión porque ajá, me daba como cosa, entonces el sueño de él era que yo fuera médico y yo en algún momento de niña le dije que yo quería ser médico, pero más que todo siempre quise ser cantante.

Tuve la oportunidad de presenciar la noche que invitaste a tu papá a Tlön, un bar en Valledupar, y dijiste que era la primera vez que te vería cantar. ¿Qué pasó esa noche por tu mente?

Vamos a encontrarnos en tal parte y allá alternamos, y quiero que me veas cantando vallenato y te sientas orgulloso de tu hija.

Yo siempre me he considerado una niña rebelde, todavía lo soy, yo me le tenía que escapar a mi mamá. ‘Qué va a hacer una niña a estas horas de la noche en un bar’. Incluso invité a mi papá porque no podía salir y le dije: ‘Vamos a encontrarnos en tal parte y allá alternamos, y quiero que me veas cantando vallenato y te sientas orgulloso de tu hija’.

Imagínate, 16 años, eso fue después del homenaje a Calixto Ochoa de Rolando Ochoa. Mi papá se sintió muy orgulloso de mí, aunque tú sabes que lo fundamental para él era la medicina. 

Ana del Castillo en el Hotel Boutique Calle Grande. Foto: @leonardoalvar23
Ana del Castillo en el Hotel Boutique Calle Grande. Foto: @leonardoalvar23

Comencé siendo corista como sabes, como siempre ha sido la pasión, como siempre he ido a la casa de compositores y cantantes, imagínate, 15 años comencé siendo corista y muchas locuras hizo para que, siempre me han visto mayor en persona entonces siempre decían ‘si, te vamos a contratar, pero vamos a meterla al grupo’. Siempre he hecho coros con gente reconocida, compositores, cantantes.

De esa época con tu padre recuerdas alguna que te haya quedado en la mente. Cántame una pa’ ve.

El me cantaba una canción que toda la vida voy a recordar: Eres mi niña bonita… esa canción marcó mi vida, siempre me la cantaba en las mañanas o cuando cumplía años.

Desde Tlön y acompañando agrupaciones como corista se te abrieron puertas en el vallenato, una de ellas se llama Rolando Ochoa.

Yo si era embustera, como dicen aquí en la costa y entonces hicieron una convocatoria. ‘Queremos que una mujer cante en este homenaje’, estaba vivo el desaparecido Martín Elías y varios artistas de la música vallenata como Silvestre Dangond, Jean Carlos Centeno, Miguel Morales, Nelson Velásquez.

Bueno me llamaron, hice el casting para ver si yo podía ser la voz del Apagón y mira como es Dios de grande, apenas iba cumpliendo 16 años. Y Rolando Ochoa me dice ‘necesito tus datos, tu cédula, me la traes mañana’, yo ‘claro maestro, claro’, pero va y pasaba el día y yo que ‘se me olvidó’ (risas) y así logré grabar. El después se enteró porque mi mamá le comentó que solo tenía 16 años.

Firmaste algo con tus derechos…

No, nada, yo quería darme a conocer y él fue de las personas que vio algo en mí que nadie vio.

¿Agradeces a Rolando esa etapa?

Eternamente, toda la vida, como agradezco, él fue el paso para que me dieran a conocer en emisoras y que fuera corista. Y porque todavía no había esa acogida con la mujer, apenas se está terminando de ser machista, apenas se está acabando eso.

Agradezco eternamente también a Wilfran Castillo que me dijo ‘Es que tu vida no es ser corista, tu vida es ser cantante y solista, yo te puedo dar trabajo, pero también el día que tu ganes más que lo que ganes aquí siendo corista yo te voy a aceptar que tú te vayas, que hagas tus toques aparte’, y grabamos un video en su casa con el piano y eso fue Dios, fue… me empezaron a contratar ya le dije ‘maestro ya no lo puedo acompañar, ya este mes lo tengo ocupado, no lo puedo acompañar en estos toques, discúlpeme, me tengo que salir de la agrupación’ y me dijo ‘haga su camino que usted va a ser grande gracias a Dios’.

Ana del Castillo en el Hotel Boutique Calle Grande. Foto: @leonardoalvar23

TAMBIÉN PUEDES: ¿CÓMO FUERON LOS INICIOS DE ANA DEL CASTILLO?

Tu estilo es bastante similar a lo que hacía Patricia Teherán, inclusive grabaste un mosaico para mostrarte…

Es el marco, no solamente el mío, sino también de todas las cantantes vallenatas; también me destaco por cantar canciones románticas vallenatas de Jean Carlos, Nelson Velásquez, me gusta también bastante. Aparte de Patricia también me he destacado por cantar canciones románticas, que es lo que más va conmigo.

Hay que darle gracias a Dios por esa acogida, porque la gente ya está asimilando esto de la mujer en el vallenato…

La polémica también ha tocado tu carrera y fue cuando se filtró un vídeo donde apareces besándote con otra muy bella dama. Expliquemos un poco de ese episodio.

¿Quieres que te diga algo que pocas personas lo saben? Ese video fue antes de grabar con R8, antes de estar en el mundo de la música. Un video en donde tenía 14 años, imagínate. Pero es que el video salió a la luz, pero como nadie me conocía, a la gente fue normal.

Ana del Castillo en el Hotel Boutique Calle Grande. Foto: @leonardoalvar23

Eso fue una apuesta que hicimos, varios amigos en un grupo de Whatsapp, nos fuimos para Mayapo (La Guajira) y entonces ‘que tú no te atreves a besar a tu mejor amiga’, pero no porque a mí se me volteara la canoa, ‘entonces que la chacha, verdad o reto y yo la beso’ pero no sabía que, tu sabes que todo el mundo dice ser amigo y bueno, las cosas pasan por algo, en esos tiempo me dio duro. La decepción de mis padres fue lo que más me dio duro, pero a veces pienso que el mundo aparte de apoyarte a veces te ataca y te señala.

Ya cuando Wilfran me colaboró, cuando R8 me colaboró, cuando ya todo el mundo me estaba colaborando y me estaban dando a conocer, fue que ‘Ana del Castillo, que este video es nuevo, que esto fue en carnavales de este año’,pero ajá, tu sabes que hay varias personas que pueden quererte y otras que por la misma razón te odian.

La única manera de vencer ese estigma es con canto y con talento, no hay otra razón y usted lo ha conseguido. ¿Solo tienes 19 años?

La gente piensa que no, que tengo 25, 27 y sí, tengo 19 años, nací en el 99, voy a cumplir 20 este año en abril (9). Llevo un año y medio en esto de cantar vallenato sola como solista. No te voy a decir que no me ha tocado duro porque sí, tu sabes que la gente al no ver la banda, que uno no se sepa las canciones, que no le vean la seguridad no lo apoya, ya cuando le ven a uno el esfuerzo, las ganas, la dedicación, ahí sí.

Has pasado por varias agrupaciones, Wilfran, Iván Ovalle, ¿cuáles más?

Fabián Corrales, Omar Geles, Beto, he alternado con Poncho Zuleta, haciéndole coro a varios artistas de talla, también a Jorgito Celedón

Cómo se da ese momento cuando empiezas a tocar la fama, cuando Ana del Castillo dice, bueno, yo creo que ya aquí tengo algo.

A veces no me lo creo, la otra vez nos fuimos con unas amigas pa’ tal parte y que no podía ir muy pública y me dijeron: ‘Ve, como se te ocurre que te vas a bajar aquí, muchacha’ y yo les dije ‘No, es que si yo soy una persona normal’, ‘No pero es que tú tienes que meterte en la cabeza que tú eres una artista’, pero tengo a los mismos amigos, tengo a las mismas personas que siempre me han apoyado, los quiero con todo el corazón, solo que ya, los tiempos casi no me dan por los viajes, por las ocupaciones.

Yo alguna vez me mentalicé esto, falta más porque uno no puede limitarse.

Ana del Castillo en el Hotel Boutique Calle Grande. Foto: @leonardoalvar23

Eso te hace sentir importante y sentir que eres la Ana que soñaba…

Si lo soñé y si lo esperé porque he pasado buen trabajo, en mi vida, bastante trabajo y bueno, palabras más, palabras menos, las personas que ven esto y me conocen saben.

El vallenato interpretado por mujeres pasa por un gran momento a nivel de redes sociales, pero no en la radio o la televisión. ¿Por qué cree pasa eso Ana?

Uno no puede negar la tecnología porque es que las redes sociales le han quitado espacio un poco, porque yo escucho radio, a veces veo televisión, pero las redes sociales están en furor, y mira que ya yo he salido del país, he ido a Venezuela a Argentina, Chile, Ecuador y yo no he grabado. Bueno, antes de ir, antes de cantar esa canción con el maestro que yo agradecida toda la vida con él por darme esa oportunidad, antes de esa grabación te digo que yo ya había salido del país con canciones de otras personas, de otros artistas.

¿Cómo se da esa colaboración con Iván Villazón?

Yo soy inquieta en redes, cuando salió Inseparable eso fue una canción, una persona Xs me dijo, ‘yo quiero que tu grabes ‘Inseparable’ en acústico, móntalo, has como tú quieras, pero hazlo, para ver qué como la gente lo toma, como suena en tu voz’ y yo dije ‘bueno, vamos a hacerlo’, y se la mandé primero a Villazón, la monté en redes sociales y Villazón encantado.

Esa misma noche que grabé Inseparable, esa misma noche me llamó Javier Mugno y me dijo ‘yo quiero que vengas acá, que escuches una canción que quiero hacer a dúo’ Esa canción ya la había escuchado porque yo siempre me he ido a los lados de Omar donde Omar tiene estudios y yo le hago la maqueta y yo se las mando para que se la mande a los artistas y te digo que lo de Omar es un hit.

Y al momento de interpretar fue una estrofa, pero le dio mucha esencia… fue difícil por algo de nervio o ya Ana del Castillo estaba jugada en las grabaciones.

Solo me bastó un día para grabar y ya, un día no, es que no fue un día, no fueron 24 horas, fueron una hora y media de turno y ya. Nunca fui más a ver ‘que vamos a cambiarle esto’, no, le hicieron arreglos y música.

Cuando llega el éxito: ‘no estoy sonando solo aquí, ya soy un éxito nacional’

Hay que darle gracias a dios porque eso es lo primero. No a todas las personas les llega el éxito. No es que me haya llegado porque falta más, uno no puede limitarse. Agradecida con Dios, con el maestro Villazón que vio esa lucecita ‘nojoda, esta pelá canta y tiene los *dejaos* del vallenato y me gusta como interpreta las canciones’, porque él lo dice y de los cantantes que más me gustan, él, Poncho, Beto, el difunto Diomedes Díaz, música vieja, Jorge Oñate, todito.

Cántame un poquito los inicios de la huella de tu amor.

Esa es una canción muy linda, pero yo pienso que los hombres todavía estamos esperando que una mujer nos cante, cuando en la frase dices, a sufrir, a llorar… y cuando es el cambio, les queda muy difícil a la mujer cambiar.

Ah sufrir… tanto como lo quería… Hay canciones que no se pueden cambiar… porque ahí dicen a veces está la reina y entonces rey queda muy corto, y uno no puede mezclar tanto las canciones, transformar las de mujer para hombre o de hombre a mujer.

Es decir que eso es uno de los agravantes para que las mujeres no hayan conseguido tantas canciones importantes como pasaba en otra época como con Patricia, con Adriana Lucía…

Yo te voy a explicar que es lo que pasa con eso, porque hay compositores excelentes que no les pega una canción, se trata de saber elegir una canción. Hay personas que no son compositores reconocidos y qué tema, que eso lo pegan y eso es un hit. Uno tiene que saber escuchar y no grabar lo que sea, porque es tiempo, dinero perdido. Uno tiene que saber escuchar.

En el vallenato, ¿cómo está su relación con sus colegas femeninas, más no masculinos?

Quisiera que estuviera más unido, pero lastimosamente, yo tengo amigas, la mayoría son mis amigas, mis colegas son mis amigas y las admiro muchísimo, una de ella Brenda, Evelyn, Margarita Doria, Kate Amaris, son varias y cantan lindo, quisiera que haya más hermandad porque esto no es un reality, esto no es competencia, cada una tiene sus toques, cada una pega en distintas partes del país. No es solamente la rivalidad, la cizaña ‘no que tú, que hizo un ritual en el piso, que bailó, comparándose con la… no que está encuera, que está tapada’, o sea, me entiendes, yo hablo es castizo.

¿Cómo están las relaciones con Karen Lizarazo? Por ejemplo, que es como su competencia más directa.

Yo nunca he tenido un roce así con ella, así de hablar como amigas, la he saludado. No somos amigas, admiro su esfuerzo y sus años de trabajo, no comparto muchas cosas de ella, pero, por alguna parte siento admiración porque yo sé que ella también ha luchado, ella lleva años en esto, años luz que yo y eso se valora.

Ahora viene tu proyecto como solista. Omar Geles como productor y acordeonero. ¿De qué se trata?

Creo que se viene la bendición de Dios primero que todo, porque yo oré, lloré y clamé, me puse de rodillas y le dije ‘maestro’ porque Omar es un compositor y un maestro muy ocupado.

‘Ana te voy a hacer una canción porque tú me recuerdas a Patricia’

Omar Geles a Ana del Castillo

El me dice eso siempre que me ve ‘Es que yo sentí la misma emoción cuando te vi, cuando Patricia existía, porque yo en esos tiempos no tenía una canción, yo no componía para mujer, pero mira, esta misma emoción, esta canción siento que va a hacer un éxito, se llama Ya Es Mío. Patricia como que dejó la historia continuará para mí’.

Él me dijo esas palabras, Patricia dejó la historia en continuará porque Tarde lo conocí es de que lo conoció tarde, de que no puede tener nada con ese hombre porque ese hombre tiene a otra mujer, pero la continuación es que ese hombre ya es mío, ese hombre sigue siendo de esa mujer, pero llega ella y se lo propone, la novia se lo propone y lo trata como lo mejor del mundo y ya ese hombre no se queda con esa mujer sino que se lo quita. Esa es la continuación de Tarde lo conocí

¿Cuándo tendremos ese producto al aire, si bien es cierto usted está sonando con la canción de Villazón?.

Finales de febrero, comienzos de marzo.

¿Sale en solitaria o va a buscar una casa disquera?

No te sé decir, lo que traiga Dios y el viento.

¿Quién toca en el acordeón?

Omar Geles en el acordeón y te digo que gente animada a comprar saludo que dicen ‘yo quiero que ahí esté mi nombre en esa canción’ porque es que ya le he cantado en varias presentaciones y la acogida, la gente la corea porque la canción es pegajosa y les gusta a las mujeres.

Eso se está viviendo no tanto como cuando la esposa se queda con el suyo porque es que lleva años con ese hombre, pero hay mujeres que si lo quitan y ha pasado, se han ampliado esas historias, lo quitan lo quitan y se lo llevan y quedan viendo un chispero y pra pra pra…

¿Cómo te está yendo en tus presentaciones?

Te digo que es complicado, pero es lo mejor que me ha pasado. Esta es la mejor decisión que he tomado, cantar como solista, agradecida con la gente, la acogida, el coreo de las canciones, mi grupo, se lo debo todo a mis chicos también, aparte de Dios, Jaime Vega, mi manager… y a mis chicos, a mi acordeonero Jafid Nazar. Te digo que mi grupo es la amistad en pasta, la hermandad en pasta que no hay conflicto, ‘que yo soy doble cara, que este habló locura, no que le tengo rabia a este’, no no no… Yo los he acostumbrado a que tienen que ser hermanos todos.

¿Tus sueños, cuáles son?

Sin desmeritar a mis colegas… Ser la mejor cantante del vallenato.

Sin desmeritar a ninguna porque todas tienen algo distinto, todas no cantan igual, todas cantan algo que, te llegue yo a ti y te guste y yo como artista o te puede llegar a gustar otra porque para los gustos los colores, yo ahorita dije, colores Norma, Prismacolor.

Hice unas historias ayer porque me estaban echando una lenguera… Por el baile, yo estoy en una caseta aquí en Valledupar, en Los Tamarindo, y yo monté a dos muchachas y dije ‘voy a hacer un concurso por la que baile más que este tipo porque este tipo’, ve ese hombre estaba moviendo las caderas y movía y tenía un movimiento pélvico y yo dije ‘ay jehová’ yo lo veía nada más, entonces una perdió y la otra ‘viene la otra’ bueno, se bajaron. El muchacho estaba a punto de bajarse que ‘yo quiero que Ana del Castillo’ y la gente ‘queremos que Ana del Castillo baile’ y le dije ‘espérate’. La serpiente y para qué fue, grabaron y la lenguera no fue normal.

Ana del Castillo
Ana del Castillo en el Hotel Boutique Calle Grande. Foto: @leonardoalvar23

Una caseta tan llena, ¿te emociona o ya es normal ver un lugar tan lleno?

No, yo me meto mis lloradas, ve yo lloro, a veces cuando yo veo que la gente aclama una foto, es que todas las personas somos igual, tu eres igual que yo, todos sentimos y que llegue una persona a pedirte una foto, eso para mí es un orgullo que alguien venga a pedir una foto ¿y quién soy yo? Una persona igual, normal, que soy cantante y manejo otro estilo de vida de las demás personas, pero para eso es la satisfacción, yo digo ‘yo no me voy hasta que no me tome mi foto con mi gente’.

¿Qué deuda tiene Ana del Castillo con la música, una deuda interna, sentimental, musical, grabar con tal artista, hacer tal feat?

Yo quiero hacer feat con todo el mundo, con Jean Carlos, Silvestre sería…

El vallenato es una poesía.

Ana del Castillo.

¿Y pasar del vallenato con otro género qué le gustaría?

No, yo no me voy a pasar de género. Que haya una fusión, se puede pero que yo cante mi Zuleta, mi Villazón, Beto, con esa alma empedernida, dolida, enamorada, eso no tiene precio, el vallenato es una poesía.

¿Y en qué otro género te gustaría incursionar como hizo Silvestre cuando invitó a Nicky Jam?

Un bum bum de esos… Un reggaetón, un menea batea, una vaina así. Y una así estilo Juan Gabriel, ese es mi ídolo, a ese hombre yo lo admiraba y lo admiro todavía.

Ana del Castillo en una respuesta simple

¿Cantante o corista?

Cantante

¿Hombres o mujeres?

Me gusta el hombre, hombre.

¿Fama o éxito?

Fama la tiene varias personas, éxito.

Te interesa: Ana del Castillo y sus inicios en un bar de Valledupar, junto a su papá